¿Cómo saber si una pata de jamón es buena?

¿Como saber si una pata de jamon es buena
Índice del artículo

El arranque: Identificar un buen jamón

Amigos gourmets, identificar un buen jamón es todo un arte, ya sabéis, como escoger el mejor vino para esa cena especial. Pero tranquilos, con estos trucos van a hacerlo pan comido. Eso sí, preparad vuestros hocicos sibaritas porque vamos a afinar vuestro olfato jamonero.

Apariencia y textura: amor a primera vista

La primera impresión importa y con el jamón esas reglas no cambian. El jamón debe ser como ese ligue del verano pasado: de aspecto agradable, pero sin retocar tanto que parezca de plástico. No queréis un jamón que parece que se ha pasado con el Instagram, ¿verdad?

  • Mira el color: Debe ser un rojo intenso, no uno que compita con tu camiseta del ‘Chiringuito de Pepe’.
  • Toca, que no es pecado: La textura debe ser firme pero ceder ligeramente al presión.

Olfato: tu nariz, tu mejor aliado

Vuestros amigos se van a preguntar si os habéis vuelto sabuesos cuando les contéis esto, pero la nariz nunca miente. Un buen jamón huele a puro amor. Si os da olor a otra cosa, amigos, salid corriendo.

  • Olor suave y agradable: que os transporte a una dehesa en pleno atardecer.
  • Nada de olores fuertes o extraños: si os recuerda a vuestra habitación después de una semana sin limpiar... mal asunto.

La cata: el momento de la verdad

Después de admirar y olisquear, viene lo mejor. ¡A degustar se ha dicho! Aunque, claro, con ciencia, que esto es un arte serio.

Mira también: ¿Qué beneficio tiene comer jamón? ¿Qué beneficio tiene comer jamón?


Textura en boca: cariñito paladar

A ver, que no es morder un chicle. El jamón tiene que desprenderse fácilmente y fusionarse con vuestro paladar. Si os hace sudar intentando masticarlo, bueno, digamos que algo no va bien.

Sabor: el gran protagonista

Y aquí es donde se separan los niños de los hombres. Un buen jamón no necesita más que su propio sabor. Nada de enmascararlo con pan, olivas o lo que se os ocurra. Un sabor que os haga cerrar los ojos y sonreír como si no hubiera un mañana es lo que buscáis.

  • Buscad el equilibrio entre sabor y salazón: Ni muy salado, ni insípido como mi tío Pepe en una charla.
  • Atentos a la persistencia: Un buen jamón no se va de la lengua fácilmente, deja ese regusto que invita a seguir comiendo.

El arte de la curación: en el tiempo está el gusto

El tiempo es oro y en el jamón, ese dicho cobra vida propia. Pero ojo, que más tiempo no significa necesariamente mejor, ni que sea más lento que el WiFi del pueblo.

La etiqueta: nuestro diccionario

ColorSignificado
Negra100% ibérico, pata negra (el rey de la fiesta)
RojaIbérico de cebo campo (Un digno príncipe)
VerdeIbérico de cebo (No está mal, eh)
BlancaSerrano, el humilde vecino del quinto

Señales en el jamón

Una buen jamón muestra su edad como una medalla. Y aunque no vayan a pediros el DNI, hay maneras de saber si el tiempo ha sido su aliado:

Mira también: ¿Qué embutidos son malos para la salud? ¿Qué embutidos son malos para la salud?
  • Mira las pezuñas: desgaste natural indica que ha pasado lo suyo colgado.
  • Busca el sello: que no os den gato por liebre, el sello os contará sus años de oro.

Espero que hayas disfrutado este artículo sobre ¿Cómo saber si una pata de jamón es buena? aquí tienes los artículos relacionados que pueden interesante en 2024.

Artículos relacionados que pueden interesarte

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir

Usamos cookies para el correcto funcionamiento. Al hacer clic, aceptas el uso y procesamiento de las mismas Más información